martes, 8 de noviembre de 2016

SAQUITO TÉRMICO

Hola chicas, buenos días

Hoy os traigo un saquito térmico. Con calor, está indicado para la artritis, dolores de espalda, bursitis, cólicos, dolor de oídos, tendinitis, sinusitis, tensión en el cuello, dolor cervical, desgarros, recuperación de esguinces, dolores menstruales... Dependiendo del microondas se podrá calentar más o menos, cuestión de cogerle el tranquillo, prueba con un minuto, máximo dos minutos. Una vez caliente, aplicar en la zona afectada y... a disfrutar. Si os fijáis, normalmente los sacos son un rectángulo, con su relleno y listo. Yo he querido hacerlo con separaciones para que al usarlo, no se vayan todas las semillas para el mismo sitio y haya calor por toda la superficie y esta forma que se adapta a su uso en las cervicales, hombros y cuello.



 En frío, está indicado para las jaquecas, el stress, inicio de esguinces, dolor dental, moratones, picaduras de insectos, varices, espinillas, ojos hinchados, quemaduras, efectos de trasnoche, golpes... Para aislar el saco de la humedad, envolverlo en una bolsita de plástico, mantener en el congelador el tiempo  deseado y aplicar en la zona afectada.

Al no ser eléctrico, puede usarse, ya sea frío o caliente, de forma segura al dormir. Ligero y adaptable a cualquier parte del cuerpo. Sin efectos secundarios. La aromaterapia resulta siempre agradable y relajante. Es una excelente alternativa como uso externo de efectos inmediatos.

Eso sí, no se puede calentar más de lo aconsejable, no mojar. Guardar en un lugar seco y usar al menos una vez al mes para eliminar posibles humedades.

Buen Martes.

1 comentario:

Chary Aceituno dijo...

Me encantan los saquitos térmicos y si son tan bonitos mucho más.
Besos.
Chary :)